Los mejores Drones de 2018

Drones
Valora este artículo!

Estos son los mejores drones que hay en 2018

2018 es un año importante para los drones. Los primeros ya se pusieron a la venta hace tiempo, aunque esta temporada está sirviendo para que su venta se asiente y se implementen mejoras muy llamativas en todos los modelos. Los precios también están bajando, haciendo que los aparatos sean más asequibles.

La cantidad de utilidades que tienen los drones es impresionante. Sirve para hacer vídeos en el aire, para observar zonas inaccesibles, y hasta para divertiros cuando tengáis tiempo libre. Eso sí, la mala noticia es que tendréis que pagar las características que se hayan implementado en el aparato. Es decir, cuanta mayor calidad tenga, más caro será. Afortunadamente hay opciones para todos los gustos, por lo que siempre encontraréis un modelo que podáis adquirir con una buena relación calidad-precio.

Echando un vistazo rápido en tiendas de Internet hemos visto desde drones de bajo coste por solo 100 euros hasta aquellos con una mayor calidad de componentes y cámara con un precio de 500 euros. Un ejemplo de drone interesante estaría en el DJI Phantom 3 Standar, que graba vídeo con una calidad de 2.7K a un precio bastante curioso. Y la calidad de los materiales que lleva insertados es bastante alta.

En todo caso, teniendo en cuenta que existen una gran variedad de dudas en cuanto a la compra de un drone, hemos realizado una comparativa con las principales características de cada uno y su precio. Los detallados están preparados para volar en cualquier momento, aunque necesitaréis de la aplicación para Android o iOS para ver la cámara en tiempo real. Nos hemos centrado en los modelos profesionales, por lo que podríamos decir que tendréis la oportunidad de llevar a cabo grandes operaciones.

Primero, la parte legal y de seguridad: ¿Qué debemos tener en cuenta?

Drones

Comprobad que los drones tienen características que debemos tener en cuenta para que sean seguros y puedan ser usados en el espacio aéreo en el que estemos. Por ejemplo, la mayoría tienen características de seguridad: el Bebop 2 no está fabricado para recorrer largas distancias, pero incluye GPS y una funcionalidad para volver al punto inicial. Es decir, si el control remoto falla o el nivel de la batería es muy bajo (No olvidéis que la mayoría de drones se pueden mantener en el aire durante un máximo de 20 minutos), volverá al sitio donde comenzó a volar.

Es posible que al hacer volar un dron también lo llevemos a un lugar inaccesible o se nos pierda, por lo que este tipo de características suelen ser muy útiles.

Acerca de la legalidad y los sitios en los que los drones pueden volar, en España la situación es algo confusa. El pasado 30 de diciembre de 2017 se puso en marcha el nuevo Real Decreto, que amplía a cinco los escenarios operativos de los drones en cuanto al uso profesional. De esta manera pueden volar incluso en las ciudades, siempre que cumplan los requisitos de seguridad exigidos por la Agencia Estatal de Seguridad Aérea.

Legalidad en entornos profesionales

Drones

El nuevo reglamento permite los vuelos profesionales con drones en espacios aéreos controlados, haciendo también que sean posibles de manera noctura o haciendo uso de nuevas actividades como la limpieza de rascacielos, inspección de fisuras o daños arquitectónicos. Añadir que ya es posible el control aéreo del tráfico o la vigilancia de costas, por ejemplo. Los requisitos de la AEA son que los drones podrán sobrevolar entornos urbanos con personas siempre que no sobrepasen los 120 metros de altura y no tengan un peso superior a 10 kilogramos.

Añadir que el radio visual máximo de desplazamiento de los drones en la ciudad es de 100 metros, con una distancia de al menos 50 metros en horizontal de edificios y personas. También pueden volar por la noche, en espacios aéreos controlados.

Por último, decir que con la ley española los drones pueden volar en zonas despobladas en el radio de visión de los 500 metros, ampliables a otros 500 cuando el observador mantenga un contacto visual con el aparato.

¿Y si no somos profesionales?

El texto anterior estaba dirigido a las actividades profesionales con drones. Si los vuelos son domésticos el reglamento es diferente. Si ponemos en marcha un dron sin ser profesionales podremos que realizar los vuelos en entornos urbanos siempre que el peso del dron sea inferior a los 250 gramos, sea de día y estemos a una distancia mínima de 8 kilómetros de los aeropuertos. El aparato deberá ser visible a una distancia máxima de 120 metros desde el suelo. Por supuesto, las condiciones meteorolóicas deberán ser correctas, sin niebla, sin lluvia y sin viento. El espacio aéreo puede no ser controlado, aunque no se deberá poner en riesgo a personas y bienes en tierra.

Si tenéis más dudas acerca de las condiciones podéis consultar las mismas en un folleto que la AESA tiene preparado.

Sin confundir las carreras y los juguetes con drones

Drones

Un concepto muy importante a tener en cuenta es que hay muchos productos en tiendas que se venden como drones, pero que en realidad no lo son. Principalmente por motivo de las edades a las que van dirigidos, se venden como aeronaves o dispositivos de radiocontrol que bien podrían pasar como auténticos drones.

A primera vista las diferencias no se descubren, aunque solo es necesario decir que estos productos no incluyen funcionalidades como estabilización del GPS, características para volver al punto original si ocurre algún problemas y otras automatizaciones que sirven para cuando los aparatos están en vuelo. Esta categoría no la vamos a ver, sino que nos vamos a centrar en los drones de verdad.

La competición de los drones

En el mundo de los drones sobresale una marca que tiene copado el mercado casi por completo. Hablamos de DJI, compañía que ha puesto a la venta todo tipo de modelos, con un montón de características. Los Phantom 3 y Phantom 4 ya son lo suficientemente conocidos. En todo caso, tenemos que reconocer que los drones de DJI se han sabido diferenciar de otros gracias a tecnologías completamente nuevas y modernas que pueden competir en casi cualquier aspecto.

En cuanto a las empresas que se empeñan en competir con DJI destacan algunas como Yuneec, el mayor competidor que se puede encontrar actualmente y que presenta características en sus drones que ningún otro modelo tiene. El tamaño de los mismos también es bastante pequeño. PowerVision es otra de las compañías, aunque nueva en el mercado. Por el momento han anunciado dos helicópteros, un aparato responsable con el medio ambiente y un UAV.

Otras marcas que están dando que hablar son GoPro, que ya ha lanzado un drone con características revolucionarias, y 3D Robotics, que ha lanzado un producto dedicado al mercado de consumo. No hay muchas más alternativas, aunque los clientes saben que estamos ante el inicio de un nuevo mercado que ya está sorprendiendo.

Y los modelos profesionales…

Drones

No hay duda de que DJI pone a la venta drones dedicados a un ámbito profesional. El DJI Inspire 2 ha servido a muchos profesionales del mercado del cine, la industria de las noticias y a trabajadores independientes que quería hacer películas con el fin de poner en marcha sus proyectos. No tiene un coste excesivamente alto, aunque tenemos la posibilidad de añadir características como lentes para la cómodo o un dispositivo para incrementar la calidad de las capturas de vídeo hasta los 6K.

Yuneec ha hecho algo parecido con su Tornado H920, un drone con seis rotores, espacio para tres baterías y la oportunidad de mantener el vuelo durante 42 minutos. La cámara que tiene, una CG04, es más que suficiente para rodar películas.

De todas formas, a continuación tenéis varios modelos profesionales de drones que os servirán para muchas tareas, además de para hacerlos volar.

Los drones más interesantes

DJI Phantom 4

DJI Phantom 4

Seguramente sea uno de los nombres que más habéis escuchado en materia de drones. Tiene facilidad para volar, estabilidad máxima y tecnologías para evitar obstáculos. La vista de la cámara es de una calidad de 720p, pudiendo volver al punto original donde comenzó el vuelo en el caso de haber algún problemas. También dispone de modos de vuelo automáticos, modo deportivo de alta velocidad, captura de vídeo en 4K, lentes de 20 mm, reconocimientos de caras y seguimiento. Las capturas de las imágenes se hacen en RAW y JPG.

Los puntos negativos son pocos: el precio y el hecho de que algunas operaciones requieran de una aplicación externa. Este Phantom 4 mejora a su anterior versión, siendo una muy buena alternativa que se puede conseguir por aproximadamente 700 euros.

DJI Inspire 2

DJI Inspire 2

El Inspire 2 tiene un cuerpo de aleación de magnesio, cámaras intercambiables, vídeo 5.2K, grabación con CinemaDNG y ProRes, un modo deporte de alta velocidad, detección de obstáculos con la posibilidad de evitarlos y rotación de la cámara en 360º. El control de la cámara se puede hacer con un operador dual. No hay que olvidar los modos de vuelo inteligente.

En cuanto a los puntos negativos, mencionar que si queréis editar los vídeos necesitaréis de algún software para editarlos en un ordenador. Este modelo también es un poco más caro que los demás, además de tener un fallo con Adobe Premiere CC que podría evitar que editéis las grabaciones correctamente.

El DJI Inspire 2 es un muy buen drone con características que utilizréis. Está a la venta por aproximadamente desde los 2000€.

DJI Mavic Pro Platinum

DJI Mavic Pro Platinum

Le echamos un vistazo a un drone más económico, pero igualmente sorprendente: compacto, buen diseño, un mando de control remoto bastante pequeño y diferentes opciones de vuelo. También graba vídeo a 4K y es posible utilizar su cámara de 12 megapíxeles para tomar fotos en RAW y JPG. El tiempo de vuelo máximo es de 28 minutos.

Como puntos negativos destacar su precio, las constantes actualizaciones de firmware y el hecho de que requiera del uso de un smartphone para poder conseguir la experiencia al completo. En todo caso, estamos ante un drone pequeño y muy bueno para los usuarios que quieran grabar vídeo. El precio es de aproximadamente 1.000 euros.

DJI Phantom 4 Pro

DJI Phantom 4 Pro

Volvemos a los drones con excelentes características: posibilidad de ser controlado a una distancia muy larga, retorno al punto original, detección de obstáculos, modos de vuelo automáticos, modo deportivo de alto rendimiento, lente de 24 mm y reconocimiento de caras. También tiene la oportunidad de grabar vídeo a 4K y 60 FPS y tomar fotografías RAW y JPG con su cámara de 20 megapíxeles. El sensor de la cámara es una pulgada.

Como puntos negativos podríamos indicar el precio, las limitaciones que incluye el sensor, y el hecho de que para controlar el aparato necesitemos de un teléfono o una tablet. De todas formas, no deja de ser un aparato muy bueno que se puede comprar por aproximadamente 1.200 euros.

DJI Mavic Air

DJI Mavic Air

El DJI Mavic Air es un drone muy pequeño que es capaz de grabar vídeo en 4K UHD, HDR y Panorama, con fotos en RAW y JPG y diferentes modos de toma de vídeo. También puede evitar obstáculos gracias a sus modos de vuelo automático.

Añadir que el drone no soporta carga mediante USB y no tiene grabación de vídeo 4K DCI. La compatibilidad con Panorama también necesita algunos ajustes. Por último, mencionar que el tiempo de vuelo está limitado a 18 minutos. Este aparato tiene el honor de ser uno de los más pequeños de DJI, pudiendo transportarlos más fácilmente. El precio es de 800 euros.

DJI Spark

DJI Spark

Estamos ante uno de los drones de DJI más baratos del mercado, pequeño y con soporte para control mediante gestos. Los vuelos se controlan mediante el teléfono móvil, pudiendo lanzar fotografías de manera automática, además de saber en todo momento la posición del dispositivo. Afortunadamente se dispone de estabilización del GPS y funciones para mantener el drone en buen estado.

En cuanto a los puntos negativos tenemos que mencionar que la batería incluida permite un tiempo de vuelo de 12 minutos, limitando el rango y la velocidad mientras se controla utilizando el teléfono. La grabación de vídeo está limitada a 1080p, sin soportar los 24 FPS o captura con una gran calidad en los frames. Además, la aplicación y las características para editar vídeo podrían ser más fáciles de usar. Por otra parte, el control remoto dedicado es una opción de pago.

El DJI Spark es un buen drone, aunque con algunas limitaciones. Eso sí, tiene una buena relación calidad-precio. Está a la venta por 250 euros.

Parrot Bebop 2 FPV

Parrot Bebop 2 FPV

Pasamos a la marca Parrot, que tiene a la venta este Bebop 2 FPV. Es un drone compacto con gafas de protección FPV y remotas. El tiempo de vuelo es de 19 minutos, con grabación de vídeo a 1080p. También admite algunas funciones de vuelo adicionales y volteretas en el aire. La función de Geofence es ajustable. Eso sí, no olvidéis que la aplicación de vuelo funciona en Android y iOS.

Otros puntos incluyen un rango suburbano operativo y limitado, imágenes en alta resolución y el requerimiento de utilizar un teléfono o una table para la vista de cámara. En definitiva, es un drone compacto, atractivo y para todo tipo de usuarios. Su precio varía según la tienda en la que lo compréis.

Yuneec Typhoon H Pro

Yuneec Typhoon H Pro

Este drone es uno de los que Yuneec tiene a la venta, con un diseño de seis rotores, videocámara rotativa en 4K, captura de imágenes en formatos RAW y JPG, tren de aterrizaje que se puede recoger, control remoto integrado en la pantalla y un rango operativo muy sólido. La tecnología Intel RealSense permite evitar los obstáculos que se vayan encontrando.

En otros aspectos mencionar el tiempo de vuelo de 19 minutos, el hecho de que el sistema para evitar obstáculos solo funcione a velocidades bajas, y que el indicador de carga sea algo confuso de interpretar. Esto no elimina el hecho de que estemos ante un buen drone que nos servirá en una gran cantidad de situaciones. Tiene un precio de 999 euros.

Yuneec Breeze

Yuneec Breeze

Otro drone de Yuneec compacto, con estabilización de vídeo a 1080p, selfies automáticos, función geofence personalizable y GPS preparado para hacer volver al aparato al punto de origen. Si el vuelo se realiza en interiores es posible hacer uso del sensor de estabilización. Tiene soporte para Android y iOS.

Mencionar también que hay algo de lag en los vídeos, junto a controles que pueden parecer algo confusos. La grabación en 4K también está poco estabilizada, con un control remoto que no ha sido incluida y un rango de operación corto. La autonomía de la batería es corta. De todas formas, podéis haceros con este drone por solo 180 euros, lo que indica que estamos ante una de las alternativas más económicas.

Más drones… En tiendas

Drones

Hemos realizado una comparativa de los drones más interesantes y a mejor precio que se pueden encontrar en tiendas, pero hay muchas más alternativas a las que podéis echar un vistazo. Las mismas disponen de todo tipo de características, por lo que os recomendamos que reviséis las mismas. Estamos seguros de que os llevaréis sorpresas en más de una de ellas.

Los drones son dispositivos realizados para volar y grabar vídeos en diferentes tipos de situaciones. No os perdáis la evolución que se irá sucediendo en este tipo de aspectos, ya que será bastante interesante.

Leave a Reply

avatar

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.

  Subscribe  
Notify of

Uso de cookies

Usamos cookies para poder ofrecer una mejor expiencia al usuario en Más Que Apple. Puede encontrar información y revocar/eliminar sus datos privados de navegación en estos enlaces: Política de cookies. Política de privacidad     ACEPTAR

Aviso de cookies